Acción por el 30N: De los TCA se sale

Escrito por  30 Nov 2021

Te describimos todos los detalles de la acción "De los TCA se sale" por el día mundial de los trastornos alimentarios.

Hoy es un día especial, se comemora la lucha en todo el mundo contra los trastornos alimentarios, unas patologías que afectan a 70 millones de personas en el mundo, según datos de la AED (Academy for Eating Disorders).

 

Los estudios más actuales hablan de una recuperación total entre el 50%-80% de los casos, en seguimientos de 5 a 10 años. 

 

En muchas ocasiones, las personas afectadas y sus familias pueden sentir que están en un pozo en el que no hay salida. Y hay fases muy duras. Pero queremos dar un mensaje de esperanza con testimonios de recuperación a través de varias acciones.

 

Video De los TCA se sale

 

Una de las acciones que hemos hecho en este día es un video sobre recuperación total, titulado "De los TCA se sale", en el que las personas que hemos colaborado en su realización compartimos nombres reales de personas que han superado un trastorno alimentario. Es un video muy emocionante que os recomendamos que veáis y compartáis con aquellas personas que creáis que les puede ayudar.

 

Quiero dar las gracias a Mamen Bueno, Mariana Álvarez, Araceli García, Marc Ruiz, Sara Tabares, María Sopeña, Cristina Andrades, Irene Rodrigo, María Casas, Gema García y Laura Hernangómez por su participación activa en este video y en todas las acciones que hemos realizado en este día. 

 

 

Testimonios de recuperación

 

Otra de las acciones que estamos llevando a cabo en los últimos días, por iniciativa de Gema García, es recopilar testimonios de recuperación total. 

Así que os dejamos algunos de ellos, no sin antes agradecer a todas las personas que nos han compartido su historia. Han sido tantas, que no podemos ponerlas todas en este post, pero algunas de ellas tendrán cabida en post posteriores.

GRACIAS.

 

 

"Mito: del TCA no se sale.

Leyendo esta frase me veo yo misma en la butaca, sentada delante de Gema diciéndole estás mismas palabras. Más de 10 años después miro atrás y sonrío, porque cuánto de equivocada estaba.
Del TCA se sale, y tanto que se sale. Se sale y entonces se vive. Y te encuentras yendo a cenar con amigos levantando la cabeza del plato y disfrutando de una buena conversación, cantas a toda voz sin pensar que comiste por última vez o como poder compensarlo, bailas en cada probador donde tanto te odiaste. Y abrazas la vida, y todo el proceso que te ayudó a saber escucharte para no volver a odiarte nunca más.
Del TCA se sale y el bálsamo que deja es irreemplazable.
Gracias Gema porque aquel día que te dije que de un tca no se sale, no recuerdo exactamente que me dijiste, lo que recuerdo es que cogiste fuerte la mano para caminar conmigo en cada sesión, brindando recursos para sanar y llegar a la mujer que soy hoy.
Gracias por ser luz"

 

 

"Cuando tenía 15 años, salió a la luz un TCA que llevaba latente mucho tiempo. Mi relación con la comida y conmigo misma era tormentosa, no me daba cuenta de todo el daño que me estaba produciendo, hasta que mi madre me llevó a tratamiento y todo empezó a ir mejor. Nunca pensé que pudiera vivir de otra forma a parte de la que me brindaba la enfermedad, pero ahora con 20 años estoy pasando una etapa de mucha ansiedad y malestar, y me alegra darme cuenta, de que, pese a la complicada situación, que podría estar desencadenando viejos patrones y está activando viejas heridas, la enfermedad no aparece, mi adulta actual está ocupándose e intentando gestionar a la niña dañada que un día fui. De los TCA se sale"

 

 

"Y un día, tras once años de lucha, terapia con grandes profesionales y mucho trabajo, te descubres haciendo aquello que jamás pensabas que volvería a suceder: disfrutar de la comida.

Y aunque tu cabeza crea que es imposible recuperarte y que el TCA formará parte de ti el resto de tu vida, no le creas, solo hace su (mal) trabajo, pero no es cierto.

La anorexia casi me lleva por delante hace ahora 10 años, pero hoy puedo decir bien alto que estoy curada. 
Y créeme, yo también creía que no saldría de esto e incluso llegué a asumir por completo que jamás comería según que alimentos, que me plantaba, que biológicamente ya estaba sana y que pasaría mi vida con alimentos "prohibidos", y también me sentí estancada, pero llega un día en el que le das más importancia a tu propia felicidad que a la enfermedad, y es ahí, cuando le quitas su sitio, cuando te quieres y te antepones, cuando tienes miedo, pero ya no te paraliza, que se acaba la guerra. 
Y a ti, que estás luchando contra un TCA, te prometo que sí, que se cura.
Vanesa"

 

 

"Segundo ingreso hospitalario...unos cuantos meses de encierro y por supuesto la sonda nasogástrica... ya no es tu primera vez y como de todo se aprende conseguí el alta antes del peso, éramos viejos conocidos, sabía como hacerlo. Al salir retomé en la clínica privada que estaba antes del ingreso. Yo misma pude elegir la modalidad de tratamiento que ´necesitaba´ lo pongo entrecomillado porque es obvio que no tenia la capacidad de elegir sanamente, porque no lo estaba...

- Quiero Ambulatorio, total yo estoy bien!...
Al cabo de poco tiempo bajé todo el peso que recuperé en el ingreso, cuando intentamos buscar una solución donde "supuestamente" me estaban ayudando me lo dijeron muy claro.
-Eres una paciente CRÓNICA, vuelves a estar en lista de espera, aquí ya no podemos hacer nada por ti...
Esa fue la primera vez que escuché esa palabra referida a mí... maldita etiqueta todo lo que me acarreó...
13 años de enfermedad y 4 ingresos a mi espalda... llegué al nuevo centro de tratamiento convencida de que no me iba a curar.
Tenía muchas creencias falsas respecto a la curación entre otras muchas cosas...
A pesar de todo lo vivido aún pensaba que no necesitaba ayuda, el "YO PUEDO SOLA" me persiguió hasta el final. Tuve que encontrar un punto de partida para empezar el camino y aunque no veía nada claro, había algo que tenía presente siempre y era que no quería esa "NO VIDA" que te ofrece la enfermedad.
A veces necesitamos tocar fondo para ponernos en marcha... todos los pasos que daba eran a ciegas, jamás sabía si me llevarían a la meta, pero si sabía que me alejaban de lo que ya conocía en ese momento y que no quería...
Batallé guerras que jamás pensé que ganaría, me enfrente a mis mayores miedos disfrazados de dragones gigantes, y muchas veces cuando más cerca estuve de tocar esa meta... resbalé y de nuevo me tocó levantarme, más jodida pero más cauta, más magullada pero con más herramientas...
Mi consejo... JAMÁS TE RINDAS, quizás tú ahora no me crees, pero de los TCA se sale, yo he salido a pesar de las etiquetas, a pesar de las recaídas, a pesar de los contratiempos, a pesar de los años de enfermedad... yo no soy una excepción, ¡tú también puedes!"

 

 

"Yo no sabía lo que me pasaba y mucho menos que tenía un nombre. Sólo sabía que no era como los demás, no podía pasar de comer, bueno eso no es verdad, no me saciaba como el resto de mi familia o amigos.

Y engorde, engorde mucho y todo el mundo tenía un consejo que darme (haz dieta, no comas tanto, dedícate a algún deporte, etc) todas esas cosas que la gente se permite decirte cuando tu cuerpo no es ´normal´. 

Durante años pensé que era culpa mía, que era falta de voluntad, que era débil y por eso merecía ser gorda. Y claro llego la depresión, la ansiedad y eso lo hizo mucho más duro. 

Hasta que un día se cruzó en mi vida Mai Oltra y su libro…. lloré tanto al leer que lo que me pasaba a mi le pasaba a otras personas!!

Ese día supe que tenia un TCA pero también que no era culpa mía, ¡qué liberación!

Al poco tiempo me puse en manos de Mamen, mi psicóloga (mi niña interior la adora y yo la quiero como la hermana mayor que no tengo y he encontrado) y ahí empezó el viaje. 

Recuerdo con mucho cariño el primer día, mis miedos y las preguntas. 

- ¿Qué esperas de estas sesiones? Me preguntó. 

- Quiero querer a mi cuerpo. 

- Eso no es posible, puede que nunca ames a tu cuerpo, pero si puedes respetarlo. 

Me explotó la cabeza, ¿cómo no lo voy a querer? ¿Si me están diciendo que ame mis curvas? ¿Cómo puede ser que me conforme solo con respetarlo?. No lo entendí en ese momento, puede que incluso me enfadara pero ahora se lo que me quería decir.

Esa es solo una de las veces que Mamen hizo que mis cimientos se movieran desde lo más profundo, hubo más, muchas más. 

Poco a poco deshicimos la madeja de mi enredo y salieron más cosas aparte de mi TCA, que yo entendía que eran importantes pero a medida que las verbaliza se veían pequeñas. 

Fue el trabajo de un año de terapia el que consiguió que alguien que se encerró en su misma y en su casa por ser gorda ahora quiera salir a hacer tantas cosas, que se perdió por pensar que no eran para ella, que le falta tiempo. Y también que vaya por la calle con la cabeza muy alta.

Tener un TCA puede hacerte sentir que estás solo y que no hay una salida para ti, pero no es así. No es fácil salir pero se puede, coño si se puede. 

Un año después sigo siendo gorda, y no amo todo mi cuerpo pero lo cuido y lo mimo porque lo respeto, y disfruto haciéndolo. 

Muchas gracias"

 

 

"Soy una persona que ha tenido trastorno de la conducta alimentaria. Hace aproximadamente unos 5 años que estoy ´curada´, hace unos 5 años que miró diferente a la comida, ya no la miró calculando calorías o con prohibición de alimentos; ahora miró la comida como es o debería de ser, como alimentos, que son necesarios para que mi cuerpo sobreviva, ahora disfruto de cada vocado que doy.

No te voy a engañar, es difícil darse cuenta de esto, primero porque es la punta del iceberg y porque vivimos en una sociedad sobreinformada de que alimentos son ´buenos´ o ´malos´ y te venden el cuento de final feliz, cuando la realidad es otra, lo bonito, lo auténtico es ser diferente, darse cuenta que cada persona es única y que no hay dos iguales en este mundo. Que hay que mirarse en el espejo y sentirse orgullosa del reflejo que vemos, pues gracias a ese cuerpo podemos sentir, andar, reír, divertirnos...
Así que te aconsejo que si te tienes que comparar que sea contigo mismo, deja de mirar a otros cuerpos..."

 

 

Directo en Instagram

 

Hoy 30 de noviembre de 20:15h a 21:15h, hora española, en la cuenta de instagram de Cómete el Mundo vamos a hacer un directo sobre recuperación total acompañados de María Casas. 

 

Podréis hacer vuestras preguntas durante la emisión en directo o a través de nuestras redes sociales con el hashtag #delosTCAsesale, también podéis compartirnos vuestros testimonios de recuperación.

 

 directo_recuperacion_total_IG.png

 

 

e-max.it: your social media marketing partner
Manuel Antolín

Psicólogo (Nº Colegiado: EX-561), terapeuta y formador. 

Experto en trastornos alimentarios y psicología de la obesidad.

Docente en curso de experto de trastornos alimentarios de Nortesalud.

Docente en escuela online de Clínica Cabal con el curso de Grupos de Apoyo para familiares de personas con trastornos alimentarios

Realizo asesoramiento y grupos de apoyo para familias, tratamiento psicológico con personas afectadas y prevención con población de riesgo.

Colaborador de ADETAEX (Asociación en defensa del tratamiento de los trastornos alimentarios en Extremadura) desde 1999 hasta la actualidad.

Creador del Proyecto Cómete el Mundo, cuyo objetivo es reducir la incidencia de la 3ª enfermedad crónica (larga duración) de la adolescencia. 

Estuve al frente del programa Cómete el Mundo de RNE Radio 5 de 2016 a 2021.

Twitter: @Magantolin8 Facebook: manuelantolinpsicologia e Instagram: manuelantolinpsicologia

Sitio web: manuelantolinpsicologia.com

Colaboradores

Adetaex              

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para el correcto funcionamiento y visualización de nuestra página web, mejorar nuestros servicios y facilitar su acceso. Al pulsar Acepto consiente dichas cookies. Puede obtener más información sobre la política de cookies, o bien conocer cómo cambiar la configuración, pulsando en Más información.
Más información Acepto